Rituales

Conocí a “Natalia”, una mañana de diciembre, aunque hacía mucho frío, ella estaba sentada en su silla en el patio con otros niños disfrutando de algunos rayos de sol. “Hola!”; me presente, mientras ella contestaba mirándome de reojo. Después de un poco me coloque del otro lado agachándome cerca de su silla, inmediatamente su brazo se levanto para tocarme la cabeza y buscar mi cuello para acercarme a ella,  “Ahhhhhhh” cantó dulcemente  cerca de mi oído, sus ojos marrones me miraban a través de sus gafas de colores y me sonreía inclinando su cabeza hacia un lado. Cuando comenzamos juntos las sesiones de DMT parecía que su hemiplejia no era ningún impedimento para que Natalia buscara moverse enérgicamente por todo el espacio libremente apoyándose con su mano izquierda para moverse por el suelo, disfrutaba, moviendo sus brazos en tiempo súbito y flujo libre* y aplaudiendo y cantando al ritmo de la música. Una de las acciones que mas realizaba durante las sesiones era coger algún pañuelo de colores y frotarlo por el piso, también sobre su mano izquierda con movilidad reducida. Durante muchos meses me preguntaba que significado tenía esta acción que repetía en cada sesión. En una ocasión Natalia tuvo una recaída por una enfermedad de vías respiratorias y estuvo en la Unidad de Cuidados Intensivos, recuerdo que antes de su ausencia ella estaba cansada y se rehusaba a bajar al suelo para moverse, prefería quedarse toda la sesión pintando sentada en su silla. Escuchando música, daba trazos firmes y directos, a veces haciendo sonidos golpeando el pincel o la cera. Estuve preocupado por ella y pensaba en ella pintando toda la sesión al ritmo de la música. Una semana después, Natalia volvió al colegio, cuando entramos a la sala de DMT lo primero que quiso hacer fué sentarse sobre una gran pelota para saltar y sacudir todo su cuerpo mientras aplaudía y reía muy contenta, después con mi apoyo dió algunos pasos lentamente hacia la colchoneta para sentarse y después desplazarse por todo el espacio en tiempo súbito **para coger los pañuelos de colores.  Se acerco a su silla y con el pañuelo comenzó a frotarla como si la limpiara, después se ha quedado pensativa e inmóvil por unos segundos y siguió haciendo esa acción a su mano izquierda, poco tiempo después cantó y aplaudió contenta: “Ahhhhhh”. Después de esta sesión Natalia comenzó a pedirme  “pintar la silla”, así que “pintábamos” su silla de colores y sobre el papel con sus dos manos. Natalia se quedaba tranquila y pensativa en tiempo sostenido como meditando, al final tocaba mi cara y buscaba mi cuello para darme un abrazo y despedirnos.

*En el LMA (Laban Movement Notation). R. Laban se refiere al uso de los esfuerzos (flujo, espacio, peso y tiempo)  a las cualidades del movimiento.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s